Gobernanza de las IFI

Análisis

“Disminución de los resultados” en la medida en que avanza la estrategia del Banco Mundial

8 April 2014 | Translated by: Maria Eugenia Arzayús

Photo: Victorgrigas, Wikimedia Commons

Continúa  la aplicación de la nueva estrategia del Grupo del Banco Mundial (GBM) – ver Observador de Invierno 2014, Otoño 2013. En enero de 2014 un borrador filtrado del Grupo de Evaluación Independiente (IEG en inglés), sobre los resultados del Grupo del Banco Mundial en 2013, reveló una “tendencia de reducción en los resultados a nivel nacional y de proyectos.” El borrador del informe destacó la actuación de la Corporación Financiera Internacional (CFI – el brazo del sector privado del Banco Mundial) como particularmente problemática, con una disminución en los resultados para el desarrollo. También destacó la creciente cartera de la CFI en instrumentos de financiación a corto plazo y en los mercados financieros. El informe del IGE pide a la CFI que “vigile cuidadosamente su participación en los mercados de bajo riesgo donde ha estado creciendo más rápidamente y que además evalúe su contribución al desarrollo sobre una base programada”. El informe pide que la nueva estrategia y agenda de cambio del Banco “se enfoquen en las cuestiones sobre las que el GEI ha estado llamando la atención por algún tiempo”, señalando además que “una mejora en el marco de resultados y en la coordinación de Grupo del Banco Mundial no mejoraría los resultados de los programas nacionales si la calidad de los productos continúa siendo deficiente”.

Los resultados filtrados de una encuesta interna del personal del Grupo del Banco Mundial en 2013 revelaron que menos de la mitad de los entrevistados estuvieron de acuerdo en que el Banco “da prioridad a los resultados de las actividades de desarrollo sobre el número y el volumen de las transacciones”. Sólo menos de la mitad de los encuestados consideró que “podía informar sobre comportamientos antiéticos sin temor a represalias”.

Consulta sobre el modelo para la participación nacional

A mediados de marzo de 2014, el Banco publicó para la consulta pública de un mes, un documento esbozando un nuevo modelo para la participación nacional. La consulta termina el 18 de abril de 2014. El documento para consulta da más detalles sobre el nuevo Diagnóstico Sistemático Nacional (SCD – Systematic Country Diagnostic ) y el Marco para la Participación Nacional (CPF – Country Partnership Framework), el cual reemplaza el proceso de la Estrategia de Asistencia Nacional (EAP – Country Assistance Strategy) (ver Observador de Invierno 2014, Otoño 2013). A pesar de la consulta en curso, según se afirma en el documento de consulta, “los equipos ya comenzaron a preparar sus SCDs” para apoyar la transición al CPF en julio de 2014. Según el documento, el SCD será preparado por un “equipo multisectorial bajo la dirección de la gestión nacional”, “en estrecha consulta con las autoridades nacionales, el sector privado y otras partes interesadas”. Sin embargo, no reflejará “la opinión de todos los consultados”, sino más bien “las opiniones del GBM.”

El proceso del SCD canceló el requisito por medio del cual los países prestatarios de la Asociación Internacional de Fomento (AIF) debían producir los Documentos de Estrategia de Lucha Contra la Pobreza (DELP) – ver Boletín 39. En lugar de ello, el CPF se sustenta en el SCD, y se basa en  los objetivos de desarrollo nacional que estén alineados con los dos objetivos del Banco y también examinará las ventajas comparativas del Banco. El proceso del CPF será logrado por medio de “un amplio proceso de consulta y participación de todas las partes interesadas”, incluyendo “la voz de los ciudadanos y del sector privado”.

En relación con el borrador de las directrices, Jocelyn Medallo del Centro de Derecho Ambiental Internacional dijo: “A pesar de la creciente retórica del Banco sobre una mayor participación de los ciudadanos, tal parece que no se están aprovechando importantes oportunidades para poner en práctica este compromiso. La nueva estrategia del Banco establece que el SCD  ´considerará explícitamente las voces de las personas pobres´. Sin embargo, las directrices del SCD hacen muy poco para asegurar que las comunidades y la sociedad civil tengan una voz en este crítico proceso”.

Antes del lanzamiento de la consulta en marzo de 2014, treinta y tres ONGs incluyendo a la Iniciativa Egipcia de los Derechos Personales y la alemana Urgewald, enviaron una carta al Banco Mundial pidiéndole se asegurara de que el diseño de la consulta pública fuera correcto “en el desarrollo de la nueva política SCD/CPF, así como en cada SCD/CPF nacional”. Esto requeriría asegurar la participación de las partes interesadas en los países en desarrollo en la consulta sobre la política SCD/CPF y que el SCD  “explícitamente incluyera una evaluación del riesgo de los derechos humanos, los medioambientales, de la corrupción y las condiciones de gobernabilidad”.

Nuevo sistema de medición y evaluación corporativa (corporate scorecard en inglés) del Grupo del Banco Mundial

A mediados de febrero de 2014, una presentación filtrada sobre el nuevo sistema de medición y evaluación corporativa del Grupo del Banco Mundial (GBM) definió una estructura piramidal. Esta estructura muestra la medición y evaluación de los resultados de los indicadores clave del GBM en el ápice, seguido por la medición y evaluación de los resultados del Banco (ver Boletín 83), la medición y evaluación de los resultados de la CFI (ver Observador de Invierno 2014) y de los resultados del Banco del Organismo Multilateral de Garantía de Inversiones (OMGI). Los principales indicadores deben ser “viables y en simpatía con los objetivos”; “en cascada y promotores del comportamiento deseado” y; “apoyados por datos rigurosos y fiables.” Los principales indicadores también deben ser “pertinentes para, por lo menos, dos de las tres instituciones del GBM”, lo que indica una parcialidad hacia las ramas del sector privado, la CFI y el OMGI. La nueva estructura será discutida por el directorio del Banco a principios de abril de 2014, para luego ser pasada a los gobernadores del Banco Mundial durante las reuniones de primavera a mediados de abril.

En marzo de 2014 en una presentación interna filtrada sobre el marco de la revisión de las salvaguardias (ver Boletín de Feb 2014) se esbozan las normas ambientales y sociales que reemplazan las actuales políticas, incluidos los siguientes seis nuevos estándares: “el trabajo y las condiciones de trabajo”, “la salud comunitaria y la seguridad”, “la adquisición de tierras y los reasentamientos involuntarios”, “la conservación de la biodiversidad y la gestión sostenible de los recursos naturales vivos”, “los intermediarios financieros” y “la participación de las partes interesadas”. Se espera que el primer borrador del marco sea enviado para su aprobación este verano a un subcomité de la Junta Directiva del Banco.

Nuevos “márgenes de maniobra” del Banco

A mediados de febrero de 2014 y en línea con el objetivo de la estrategia del Banco para reducir costos y aumentar los préstamos, la institución aprobó nuevas medidas para mejorar la capacidad financiera de su sector de préstamos a países de medianos ingresos, el Banco Internacional de Reconstrucción y Fomento (BIRF), por medio de la “mejora de márgenes de maniobra”. El Banco estima que los cambios aumentarán la capacidad crediticia anual del BIRF de US$15 mil millones hasta US$28 mil millones en 10 años.