Conocimiento

Noticias

Se publica el informe Doing Business luego de la suspensión temporal por irregularidades en los datos

2 June 2021

Un documento del Banco Mundial de diciembre de 2020 reveló que el último Doing Business Report (DBR) del Banco Mundial se publicará en marzo de 2021, después de una suspensión temporal en agosto de 2020 por irregularidades en los datos. La publicación se llevará adelante a pesar de las viejas críticas al DBR y a las clasificaciones de los países asociados (véase el Observador de Invierno de 2019) y una revisión del Banco de 2020 que investiga las afirmaciones de que las calificaciones habían sido manipuladas para Arabia Saudita, Azerbaiyán, China y Emiratos Árabes Unidos. Tal como señaló el director ejecutivo saliente de Estados Unidos ante el Banco Mundial en un tuit de diciembre de 2020, la revisión constató que “el personal sintió una presión indebida de la administración para cambiar la clasificación de los países” (véase el Observador de Otoño de 2020).

El Banco Mundial emitió un comunicado en diciembre de 2020 en el que esbozaba las medidas adoptadas para abordar las cuestiones que condujeron a la suspensión del DBR, incluyendo una revisión completa de las irregularidades en los datos, y exigía correcciones a los datos de los países afectados. La declaración también señaló que emprendería otra “revisión externa de la metodología del Doing Business… con las conclusiones esperadas a mediados de 2021” (véase el Observador de Otoño de 2013), subrayando que la revisión “no está relacionada con las irregularidades de datos específicas”.

Las organizaciones de la sociedad civil han expresado su preocupación por la fecha límite del 31 de marzo para la introducción en el cuestionario de la revisión y la falta de participación externa en el proceso de examen. Estas deficiencias reforzaron los llamamientos para poner fin al informe.

El 10 de marzo se presentó a la junta ejecutiva del Banco Mundial una carta firmada por 346 organizaciones de la sociedad civil, organizaciones de base y movimientos laborales, y académicos que pedían el fin definitivo del informe, subrayando que, “durante demasiado tiempo, el Doing Business Report ha alentado políticas que han empeorado las desigualdades, incluidas las desregulaciones que exacerbaron la división del trabajo por razones de género y raciales, erosionado las protecciones laborales y la capacidad de movilización de recursos nacionales , suprimido la demanda agregada interna y la diversificación económica y, por lo tanto, tensando la legitimidad de las instituciones del Estado”.